snorkel

Snorkel, el mundo submarino al alcance de todos

El snorkel es un deporte al alcance de todos aquellos que tengan ganas de practicarlo, ya que con unas mínimas condiciones físicas y sentido común se convierte en un deporte de bajo riesgo y bajo coste.

Si nunca te has atrevido, o tienes dudas sobre qué es o cómo iniciarte en la práctica del Snorkel, sigue leyendo; trataremos de arrojar algo de luz para que puedas vivir esta experiencia.

¿Qué es el Snorkel?

El Snorkel, o esnórquel, es el sistema de respiración que permite realizar buceo en superficie, sin necesidad de botella, o de otros elementos.

Técnicamente, el Snorkel no es más que un tubo que conecta nuestra boca con la superficie, de manera que nos permite sumergir nuestra cabeza debajo del agua, mientras seguimos respirando.

Comúnmente, se conoce al snorkel o snorkelling como la disciplina de buceo en superficie, o a ras del agua. El buceador irá equipado con el tubo que permite la respiración, que debe ir sujeto y guiado por una máscara de buceo que facilite la visibilidad del medio marino.

Gracias al snorkel podemos observar la vida marina que se sitúa a pocos metros de profundidad.

Algunos buceadores consideran esta disciplina como el patito feo de entre todas las técnicas que permiten practicar este deporte.

Sin embargo, debe considerarse que cerca de la superficie es donde normalmente existe más luz y visibilidad, además de existir una gran concentración de vida marina, por lo que las sensaciones, aún siendo distintas que en el buceo en profundidad con botella y otros equipos autónomos, son igualmente placenteras.

Por otra parte, el snorkel permite pequeñas inmersiones en apnea en las que un buceador experto puede alcanzar hasta diez metros de profundidad, llegando a ver de cerca algunos detalles de la vida marina igualmente apreciables en el buceo con botella.

Snorkel vs Buceo con botella

Buceo y snorkel són dos deportes que van de la mano y cuyos objetivos y valores són en gran parte comunes, aunque por supuesto existen diferencias entre ellos.

La práctica del snorkel tiene algunas ventajas en relación al buceo recreativo con botella.

La primera que debemos destacar es la eliminación de barreras de entrada legales y administrativas del snorkel. Y es que el buceo con botella es una actividad que entraña un riesgo para el buceador, y para la gente que realiza la inmersión, ya que se trata de “sobrevivir” en un medio inicialmente hostil para el ser humano.

Es por esto que en la mayoría de las legislaciones internacionales no se permite la práctica del buceo con botella sin un seguro médico y de responsabilidad civil, que se obtiene a través de una licencia federativa. Además, esa licencia no se obtiene sin haber superado un curso de formación en un centro homologado.

Como ves, el proceso no es automático, y aunque está al alcance de todo el mundo, sí que requiere una inversión económica, de tiempo, y de gestiones administrativas.

En el buceo en superficie, lo único que necesitas es ganas de disfrutar, y algo del mismo sentido común que aplicamos a cualquier baño en el mar de cara a evitar un posible accidente.

Bueno, sí que es verdad que también requerimos un mínimo de equipamiento, pero siempre será muy inferior al necesario para el buceo recreativo. Más adelante profundizaremos en el equipamiento mínimo y necesario, así como el recomendable.

En cuanto a las condiciones físicas, tanto el buceo en superficie como el buceo en profundidad son accesibles para todos los públicos. Pero sí que conviene destacar que en el caso del buceo con botella, hay que cargar más material, y los tiempos de fondo influyen en nuestra fisiología, por lo que la exigencia física en la práctica del snorkel es menor.

Por último, otra de las grandes ventajas es que el snorkel es un deporte ideal para practicar en familia; cualquier niño o adulto puede realizarlo, siendo muy gratificante compartir ese tiempo de observación de la naturaleza.